Spirou y Fantasio en Moscú

Spirou y Fantasio están en el aeropuerto a la espera de tomar su vuelo con destino a unas agradables vacaciones en climas más cálidos. Pero sin que nadie les pregunte, dos miembros del servicio secreto de su país los capturan y los llevan a Moscú, donde serán incorporados al KGB para hacer frente a la última amenaza del país, el crimen organizado, cuyo líder, Tanaziof, dice ser el heredero de los zares, y cuyo objetivo es recuperar el trono que le robaron a su familia. ¿Quién será ese Tanaziof? ¿Porqué los habrán reclutado a ellos? ¿Conocerán al misterioso líder de la mafia rusa? Deberán descubrirlo mientras un misterioso —y gordo— noble ruso, Nikita, intenta eliminarlos.


Una vez más, Tome y Janry siguen demostrando que pueden tratar muchos géneros, hasta ahora habían llevado a término historias de aventuras, de mafiosos, de misterio, y de ciencia ficción, y en Spirou y Fantasio en Moscú demuestran que también tienen un talento especial para realizar cómics de espías. En mi opinión, Spirou y Fantasio en Moscú es la mejor aventura de todos los tiempos de Spirou y Fantasio, el misterio de quién hay tras el escurridizo líder de la mafia rusa, Tanaziof, como Spirou y Fantasio consiguen infiltrarse en su organización, huyendo de los constantes ataques de Nikita. Todo ello, así como la recuperación del mejor villano de la serie, hace de esta número la obra maestra de Tome y Janry.